VOLUNTARIADO EN COSTA RICA

VOLUNTARIADO EN COSTA RICA

¿DONDE ME VOY?

 

Todos sabemos cuando no podemos estar más en un sitio, necesitamos huir sin saber a donde, ni cuando, ni como.

A mi me paso, necesitaba huir.

Necesité comprarme un billete de avión lejos para salir de donde estaba.

Eso no significa que todo el mundo lo pueda hacer ni mucho menos cuando lo necesita. Pero yo en ese momento pude hacerlo y sin pensarlo dos veces lo hice.

Me compre un billete de avión a Costa Rica. No se me había perdido nada allí, y era la primera vez que viaja sola tan lejos.

Pero me busqué un poco la vida, y allí tenía un familiar cercano que podía darme alojamiento en su casa un tiempo.

Mi intención no era quedarme en su casa mucho más de una semana o dos.

Allí fui! Hacer un voluntariado en Costa Rica!

 

 

 

MI VIAJE POR COSTA RICA

 

Para llegar a San José (Capital de COSTA RICA) , salí de Barcelona en avión haciendo escala en Frankfurt (ALEMANIA), allí estaba viviendo una amiga a la que intente ver, ya que tenia 9 horas de escala por delante y me iba aburrir muchísimo.

 

Por lo visto no podía salir del aeropuerto y luego volver a entrar. Eso depende mucho de los vuelos que cojáis y donde hagáis escala.

En este caso sucedió así, me quede 9 horas yo sola con mi portátil y mi música.

 

 

Compañera de VUELO

 

Pasadas las 9 horas ya en dirección a San José, me tocó una buena compañera de viaje, a la que no he vuelto a ver nunca y hice mal en no apuntarme su nombre o su numero de teléfono por ningún lado.

No tengo excusa ya que teníamos 10 horas de vuelo, donde hablamos de todo. De su vida, de la mía, de donde iba, de donde iba yo y de porque nos encontrábamos en ese momento allí.

Ella era alemana pero sabía un poco de español, lo estudió en la universidad, iba a ayudar en Guatemala a una escuela de niños sin recursos.

Me impresionó mucho, tenía un año menos que yo y iba ella sola a esa aventura. A diferencia de mi, que al menos tenía algún familiar que no conocía, pero me daba la confianza de que no me pasaría nada.

Lamento mucho no saber nada de ella ahora mismo. Pero como siempre digo, el destino solo quiso que nos hiciéramos compañía esas 10 horas de vuelo.

 

LLEGADA A SAN JOSÉ

 

Allí me recogió Carlos, primo de mi madre.

De esos primos que de repente aparecen en el mejor momento, que nunca habías sabido nada de ellos, hasta que alguien dice : “Yo tengo un primo que te puede ayudar”

Pues  ahí estaba él. Dispuesto ayudarme a mi que tenia 19 años, y no sabia ni lo que quería en la vida en ese momento.

Cogimos su coche donde llevaba a COCO, un perrito que se había  perdido en San José, y él y su pareja habían decidido ayudarlo también junto al mismo tiempo que a mi.

Así que no me sentí tan sola, ese perrito estaba sintiendo un poco lo mismo que yo.

Nos dirigimos hacia Nuevo Arenal, donde vivían y me iba a quedar por un tiempo indefinido.

 

NUEVO ARENAL

 

Después de 4 horas de viaje en coche, y de hablar mucho para conocernos un poco, llegamos a nuestro destino.

Si os soy sincera en un principio no creí que me fuera a sentir a gusto donde ellos vivían, pero os puedo asegurar que a día de hoy daría cualquier cosa por vivir ahí.

Allí me encontré con  una casita preciosa, no tenían  muchos muebles pero tenía lo justo y necesario para vivir Carlos, su pareja Sue y su hijo.

Y también para que yo pudiera quedarme.

Me acogieron genial. Tenían a otra perrita más grande, RUNA, que era muy cariñosa (la que lamentablemente ahora no está).

Me acogieron tan bien que las horas o días que Sue no trabajaba, me llevaban a sitios estupendos cerca del pueblo.

 

AGUAS TERMALES NUEVO ARENAL

 

Me llevaron a unas aguas termales en medio de la selva que bajaban del mismo Volcán Arenal, que depende de donde tocara, el agua estaba ardiendo o congelada.

Allí sentí que estaba un poco más acoplada con su familia. Los primero días no estuve muy bien por el Jet Lag y mis migrañas horribles.

A parte que lo había dejado todo en Barcelona sin saber muy bien cuando iba a volver, por eso mi actitud de los primero días era horrorosa.

Los días que seguían fueron bien, Carlos diseñaba paginas web para hoteles o establecimientos que lo solicitaban, a la vez que vendía camisetas en cualquier sitio que iba, así que eso me daba la oportunidad a mi que acompañarlo y visitar algunos sitios.

 

NUEVO INTEGRANTE

 

A mi estancia en casa de Carlos, se incorporó también Jake. Un chico que estaba viajando en bicicleta desde Colombia (si no recuerdo mal… si lee esto que me ayude un poco a recordar).

Era amigo de Carlos, habían coincidido en algún lugar que no recuerdo. Él venía de UTAH (ESTADOS UNIDOS) así que se quedó con nosotros unos días.

Durante esos días Carlos me había contado cuando él llego a Costa Rica donde empezó a trabajar.

 

 

 

 

Fue de VOLUNTARIO en un hotel en la zona costera de Puerto Viejo.

Me recomendó que me hiciera una cuenta en una pagina web donde podía ofrecerme para ayudar en negocios o familias que lo necesitarán (en granjas, hoteles, casas etc.. ) sin cobrar, pero a cambio de alojamiento y alguna comida.

 https://www.workaway.info/index-es.html

MI DECISIÓN

Allí empecé a mandar mails a sitios donde pudieran acogerme durante unas semanas, y por suerte encontré el mejor sitio.

PLAYA CHIQUITA. https://www.booking.com/hotel/cr/playa-chiquita-lodge.es.html

Cuando tomé la decisión de irme hacer el voluntariado a Puerto Viejo, JAKE vio la opción perfecta para acompañarme y vender su bicicleta para conseguir algo de dinero.

 

Carlos decidió llevarnos en su coche, aprovechar y vender algunas camisetas en la otra costa del país. Así que ahí empezó otra aventura.

 
DIRECCIÓN PUERTO VIEJO (LIMÓN)
PARADA EN SAN JOSÉ

 

Para ir a Puerto Viejo teníamos unas 8 horas por delante, así que decidimos hacer una parada y dormir en San José donde nos quedamos en casa de los padres de Sue.

Nos acogieron muy bien, y estuvimos muy  a gusto. Ya los conocía porque ya habían venido a visitarnos a Nuevo Arenal. Siguiendo con el camino al día siguiente, nos dirigimos a Puerto Viejo.

 

PUERTO VIEJO

 

Llegamos, y muchas cosas las tengo bastante borrosas por la emoción del momento o no sabría exactamente deciros porque.

Recuerdo que conocimos a la hermana de Carlos, Esther. Ella estaba viviendo en casa de unos amigos, un lugar que estaba entre Puerto Viejo y Limón.

Nos enseñaron el lugar y era precioso, luego nos dirigimos a tomar algo en un bar musical donde solo recuerdo que me senté en una silla, con los pies tocándome la arena de la playa  y viendo la luna llena reflejada en el mar.

 

Después de eso me llevaron hacia “Playa Chiquita” y allí conocí a Wolle y Tito los dos encargados de el hotel de cabañas en el que me quedaría por un tiempo haciendo el voluntariado.

http://www.puertoviejopuravida.com

PLAYA CHIQUITA LODGE

 

mi aventura sola empieza aquí

Empezar sola no es sencillo y menos si estás tan lejos de tu familia y tu Zona de confort (tenía que decir esto, es mi frase preferida).

Pero ahí estaba yo amaneciendo en una cabaña preciosa para mi sola. Empezando mi voluntariado en un lugar increíble y tranquilo donde nadie me molestara.

Decidí trabajar en el turno de las mañanas. Siempre he preferido madrugar y tener la tarde libre.

En ese mismo turno venía a trabajar  Martha, desde COCLES que se encuentra a  unos pocos kilómetros de “Playa Chiquita”.

 

Mi trabajo consistía en preparar lo desayunos con Martha para la gente que estaba hospedada en el Lodge.

 

Seguidamente limpiar y organizar de nuevo las cabañas.

 

Una vez hacíamos todo eso, hacíamos de recepcionistas. 

 

Cuando acababa mi turno, ya era la hora de comer. 

 

Después todo el tiempo que yo tenia era para mi y hacer lo que yo quisiera decidí tener una rutina.

Hacerme algo de comer, y ir por la selva hasta salir a la playa que pertenecía al Lodge.

A ese plan perfecto me acompañaban siempre los perros del hotel, así que nunca me sentí sola.

Después de unos días descubriendo Puerto viejo y las mejores playas que había visto en mi vida, Wolle me dijo si quería visitar su museo de Cacao.

 

QUE VER

https://www.lonelyplanet.com/costa-rica/southern-caribbean/attractions/cacao-trails/a/poi-sig/1201483/358227

Ahora mismo si os soy sincera no se como estará, pero cuando yo lo visité tengo que reconocer que fue una experiencia increíble, en medio de la selva, un museo de Cacao, con demostraciones y catas del propio cacao.

acabando con la historia

 

El VOLUNTARIADO  os lo recomiendo si queréis viajar por el mundo, o a algún lugar en concreto sin querer gastar mucho dinero.

 

Aprendes muchísimas cosas directamente de la gente que vive en ese país, ayudas y te sientes realizado.

 

Siempre he creído que si vas con la mejor intención a ayudar en lo que sea, serás bien recompensado, y así solo te vienen cosas buenas.

 

Conocí a gente increíble, con la que ahora mismo no hablo mucho, pero me quedo con lo que ellos se quedan de mi y yo me quedo de ellos, unos meses increíbles y sobretodo donde más reído, y donde más en paz me he sentido.

 

FINALIZANDO…

 

Mi viaje finalizo poco después.

Tengo que decir que con la madurez que tengo ahora (no es que sea una creída ni mucho menos), reconozco que era bastante niña y pocas cosas sabia de la vida.

 

Ahora mismo hubiese hecho y visitado el doble o el triple de cosas que en su momento.

Pero lo que siempre digo, es que lo único que hice,  fue dejarme lo mejor para tener una excusa para volver al paraíso de COSTA RICA!

Si tenéis alguna duda o queréis saber  mas información de los lugares en los que estuve no os lo penséis dos veces y escribir.

 

PURA VIDA

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *